La Ley Del Derecho Al Acceso, Disposición Y Saneamiento Del Agua De La Ciudad De México que entró en vigor en 2019, exige que las todas las nuevas construcciones que tengan un área de captación superior a los 200 m² cosechen el agua de lluvia.

Este contexto llevó a que el Sistema de Aguas la Ciudad de México (Sacmex) elaborara una guía técnica para facilitar a los cosechadores el proceso de diseño y la aplicación de los sistemas de captación del agua de lluvia que permitan que se cumpla con los requisitos y que se coseche de forma adecuada y se reutilice el recurso pluvial.

Se espera que esta política pública se convierta en una estrategia masiva de gestión pluvial que ofrezca fuentes alternativas de agua, promueva la reutilización de aguas tratadas en usos no potables, reducir la demanda de agua en los inmuebles, promover la restitución hídrica del agua pluvial al subsuelo, reducir las inundaciones, minimizar el impacto de la construcción en el ciclo hidrológico y mantener el acuífero de la Ciudad de México.

Nota completas en https://hidropluviales.com/2018/01/16/cumplimiento-de-normatividad-2/?fbclid=IwAR1jVR3wMelHq2zjIm3dYDe-lEGB9wWhMloz8zBFvvgLVY70UmU_CFdGSs8 

Entradas recomendadas